985 331 381 · 620 062 376 ···
7 Claves de éxito en identidad corporativa

El objetivo último de la identidad corporativa de una organización es diferenciar a ésta del resto de la competencia. La identidad gráfica corporativa agrupa elementos verbales, visuales, objetuales y ambientales, que se difunden entre los públicos de la empresa. La idea, que sobre la entidad se crea en la mente de esos públicos, se denomina imagen corporativa. Por tanto, una identidad corporativa o diseño gráfico de éxito, ayuda a construir una imagen de empresa positiva.

Algunas claves para crear una identidad gráfica corporativa de éxito son:

  1. El público debe identificar, de forma inmediata, qué organización actúa como emisor. El logotipo, el nombre, los colores y la tipografía corporativa deben formar una combinación, que facilite ese proceso.
  2. El diseño gráfico de una identidad corporativa ha de estimular y atraer la atención del público.
  3. Las reglas que identifican los rasgos y la configuración de una identidad visual corporativa, así como las guías para aplicar la marca en diversos formatos, han de recogerse en el manual de identidad gráfica corporativa.
  4. La identidad gráfica no es un elemento eterno. Las costumbres, el mercado y las empresas evolucionan y, por consiguiente, también deben hacerlo el logotipo y los colores corporativos de cualquier organización. Ante una modificación de la estrategia empresarial, o de la percepción que se desea crear entre el público, es aconsejable impulsar esos cambios con una flamante identidad gráfica corporativa.
  5. El logotipo de una empresa ha de ser apropiado, visualmente agradable y debe transmitir la credibilidad de la organización. De manera simple, debe reflejarse la característica básica de ésta, aparte de generar confianza entre el público.
  6. La tipografía a elegir no es, ni mucho menos, una cuestión menor. Unas fuentes de letras son más efectivas que otras. Los valores de la marca también han de estar presentes en este aspecto y, por encima de todo, la sencillez.
  7. Es aconsejable no emplear más de tres colores en el diseño del logo de empresa. Además, éste ha de apreciarse correctamente también en blanco y negro, en todos los tamaños y en los soportes en los que se expondrá. Debe perseguirse un modelo atemporal, por encima de modas y tendencias.

La sencillez, los valores de la empresa y el atractivo visual son, por tanto, elementos imprescindibles en el diseño de una identidad corporativa de éxito.

 

¿TE GUSTA EL ARTÍCULO?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
0 Votos - Promedio: 0,00 de 5
Cargando…
Facebook 0
Google+ 0
Twitter
LinkedIn 0