Cómo hacer un presupuesto de redes sociales: ¿Cuánto cuesta? [+Ejemplos]

Cómo hacer un presupuesto de redes sociales

Tabla de Contenidos

Cómo hacer un presupuesto de redes sociales. Si has llegado aquí y deseas aprender sobre este tema, ¡este artículo es para ti!

Saber plantear un presupuesto de redes sociales es uno de los puntos claves para poner en marcha una buena gestión social media. Vamos a repasar todo lo que debemos tener en cuenta en este trabajo, tratando de darte todas las herramientas que necesitas para hacerlo de la mejor forma posible. ¿Qué es un presupuesto de redes sociales y, una vez definido, ¿qué debes tener en cuenta para hacerlo correctamente?

¿Cómo definir un presupuesto para la gestión de tus redes sociales?

Para poder definir un presupuesto debes tener en cuenta muchos aspectos. Algunos relacionados con la empresa para la que trabajarás (qué tipo de emprendimiento es, cuál es su situación actual en las redes sociales, cuáles son los objetivos que desea alcanzar) y otros vinculados a tu propio trabajo (cuál es el precio de tu trabajo, con qué herramientas trabajas, cuáles son los métodos que usarás para alcanzar los objetivos). Antes de dar ningún número debes haber realizado un detallado análisis de la situación, para que el trabajo sea lo más satisfactorio posible para ambas partes.

Plantear una estrategia de marketing es fundamental, y ofrecer detalles de lo que vamos a hacer, para evitar descontento. Para ello es fundamental conocer el estado de la marca en el mercado y ofrecer algo que pueda suponer un cambio positivo para ella. Todo esto tendrás que tenerlo muy en cuenta a la hora de ofrecer tu presupuesto de community manager. Pero sigue leyendo, que te lo contamos todo en detalle.

redes sociales pasos presupuesto

¿Qué es un presupuesto de redes sociales y en qué consiste?

El presupuesto como gestor de redes sociales puede variar según el tipo de acciones y las responsabilidades que se asuman en la gestión. Por eso, antes de dar ningún número, debes tener bien claro y planificado tu campo de acción. Debes saber, no obstante, que el presupuesto de redes sociales debe recoger detalladamente las acciones a realizar para la difusión de una marca, incluyendo la inversión en publicidad.

Si bien las redes sociales se han convertido en un espacio de acción de personas de cualquier disciplina, no cualquiera puede desempeñar con éxito esta tarea. Tú eres esa persona. Muchas veces, personas sin experiencia, intuición ni estudios en el marco de la comunicación se dedican a llevar las redes sociales de ciertas marcas. El resultado suele ser bastante deficiente. Porque no hay nada como un buen planteo de marketing digital para tener visibilidad y generar confianza.

¿Cuál es el promedio de un presupuesto de Social Media?

Como te decíamos, para realizar un presupuesto social media debes tener en cuenta muchos aspectos, por lo que no podemos hablar de un valor monetario sin ponerlo en consonancia con el trabajo específico que va a realizarse. No obstante, para que te orientes un poco, vamos a darte ejemplos del tipo de tratamiento que puedes ofrecer como community manager, para que puedas planificar desde el conocimiento.

Cuando ya tienes definido, el punto de partida del cliente y sus objetivos, puedes comenzar a planificar una estrategia de redes ajustada a sus necesidades. Entre las acciones a realizar puedes tener en cuenta, y proponerle al cliente, la realización de una web responsiva (que se adapte a todos los dispositivos posibles), una campaña publicitaria específica (que ya hayas realizado con otro cliente y que sepas que puede dar buenos resultados), y acciones determinadas en las redes sociales de la marca (debes definir la periodicidad de las publicaciones en las cuentas de la empresa que supongas necesarias para poner en movimiento su visibilidad en las redes).

Asimismo, debes recordar que un presupuesto de redes sociales debe establecerse teniendo en cuenta el costo de cada acción a realizar. De este modo necesitarás desglosar detenidamente el precio de tu trabajo desde que asumes el proyecto (y realizas el plan estratégico) hasta que evalúas los resultados. Es muy importante que tengas claro cuánto tiempo te llevará cada acción, porque de este modo, cobrando por cada minuto que inviertes en la empresa, trabajarás con más ganas y eficiencia.

Tarifas de gestión de redes sociales

El presupuesto de un community manager se calcula por hora de trabajo, y puede ir de 10 a 50 euros la hora. Generalmente depende de la experiencia no sólo en el trabajo específico de gestor de redes sino también en el conocimiento del sector en el que se maneja la compañía.

Y aquí es muy importante que no se trata tanto de lo que tú crees que vales o vale tu trabajo sino de lo que piensen los demás. Para ello, nada mejor que la experiencia. Si has conseguido levantar alguna marca, si tienes testimonios que prueben tu valía, acompaña tu presupuesto con estas recomendaciones, que te ayudarán a convencer a tu potencial cliente de que tu tiempo y tu esfuerzo se ajustan al dinero que pides por colaborar con ellos.

Debes tener en cuenta que el presupuesto de redes sociales se realiza de forma mensual, es decir, que se oferta por cantidad de horas dedicadas al mes. En el desglose debes definir cada acción a realizar, la cantidad de horas dedicadas a ella y lo que costaría al mes ese conjunto de acciones. De este modo, el presupuesto global lo calcularías sumando el precio de cada una de esas acciones individuales.

Mantenimiento de redes sociales

No siempre el presupuesto de redes sociales es completo; muchas empresas buscan un community manager para mantener vivo el trabajo ya iniciado, incluso marcas con un buen engangement y mucho movimiento suelen buscar este tipo de colaboraciones. En este caso, el presupuesto tendrá que contemplar únicamente tareas de mantenimiento, por lo que requerirá menos tiempo de trabajo. No obstante, te recomendamos que realices un presupuesto detallado, explicando las acciones a realizar (actualización de la web, contenido en redes sociales y seguimiento estadístico) y el tiempo que crees que tendrías que dedicar para sostener el nombre de la marca en alto.

presupuesto redes sociales infografia1

Información que debes considerar antes de elaborar un presupuesto de redes sociales

Es importante comenzar por el principio. No es lo mismo plantear el trabajo de comunidad en una compañía con varios años de experiencia, que hacerlo para una marca nueva. Por eso, antes de dar un presupuesto, debemos analizar la situación de la empresa. En primer lugar conviene saber de qué presupuesto para la gestión de redes sociales cuenta la empresa contratante para poder establecer nuestro plan. Pero volveremos sobre eso más adelante.

Objetivos de marketing y de negocio

Otro tema a tener en cuenta es el objetivo de la empresa. Si lo que desean es simplemente ampliar su red de seguidores, no tendrás que plantear un trabajo más hondo, como el que supondría tener que aumentar las ventas. Saber plantear objetivos concretos es fundamental en cualquiera de ambos casos, para conseguir los objetivos que se esperan. Si consigues entender la ambición del cliente y plantear acciones consecuentes a la situación de la situación, tendrás más posibilidades de que te contraten.

Público o cliente objetivo

El porcentaje de engagement que tienen las publicaciones en las redes es otro tema a analizar. Esto significa la capacidad para atraer la atención de los potenciales clientes. Si ya es una marca en marcha y que está funcionando, las exigencias de tu trabajo serán menores. Saber esto también te servirá para conocer los intereses de los clientes y plantear una estrategia en base a ello. En este punto deberás analizar también el público al que irán dirigidas tus acciones, los clientes de tus clientes; deberás plantear objetivos enfocados a llamar su atención.

Competencia

Otro de los estudios previos tiene que ver con el nicho en el que se encuentra la empresa contratante. Analizar los datos de ésta en comparación con la competencia, y definir las acciones a realizar no sólo para volverla totalmente competitiva para el sector, sino incluso prometer superar a la competencia con acciones determinadas, son algunos de los objetivos que no deben quedarse fuera de este análisis previo.

Alcance, necesidades y presupuesto de inversión

Muchas veces, las empresas exigen de los gestores el planteamiento del presupuesto. Para estos casos es conveniente tener bien planificado el trabajo. Una buena forma de organizarse es bosquejar tres tipos de presupuestos.

Presupuesto mínimo. Debemos preguntarnos cuánto es lo mínimo que necesitamos para trabajar, y planificar acciones urgentes y necesarias. El presupuesto mínimo nos permitiría realizar las tareas básicas y trabajar desde un buen suelo sin perder dinero.

Presupuesto medio. Con este presupuesto podremos proponernos un trabajo a conciencia que sirva para cumplir con los objetivos planteados sin perder dinero. Abarcaría más acciones que el presupuesto mínimo, lo que supondría también una mejor promesa para el cliente.

Presupuesto óptimo. Con este presupuesto dispondremos de todos los medios necesarios para la realización de nuestras acciones y podremos asegurar resultados fiables. Sin duda es el recomendable, pero no todos los clientes desean invertir bien en su visibilidad; por lo que no deberíamos cerrarnos a trabajar únicamente si se da este presupuesto.

Cómo medirás los resultados y cómo los entregarás al cliente

Este es un dato importante. En tu presupuesto debes informar acerca de las herramientas que utilizarás para medir los resultados. En este caso, si utilizas herramientas pagas, deberás incluir dentro del presupuesto esta inversión. Asimismo, deberás explicarle al cliente de qué forma podrá hacer un seguimiento a través de esas herramientas.

presupuesto markeing infografia

Cómo calcular el presupuesto de redes sociales: ¿Qué debes incluir y tener en cuenta?

A grandes rasgos podríamos decir que hacer un presupuesto de redes sociales es poner en marcha un largo proceso, conformado por numerosas acciones. El orden de dichas acciones podría ser el siguiente: 1) se plantean los objetivos que se desean alcanzar, 2) se calcula el estado de la marca, 3)se realiza un análisis de su situación en comparación con la competencia, 4) se define el tiempo en el que se podrá llevar a cabo las acciones, y 5) se solicita el presupuesto estipulado. Después, una vez acordada la colaboración, se deben definir con exactitud los objetivos, plantear las acciones para alcanzarlos y ponerse a trabajar. Una vez se ha cumplido con lo propuesto debe realizarse una evaluación del trabajo.

1. Preséntate con una breve introducción

Para generar confianza en el cliente te recomendamos que prepares una carta de presentación, hablando sobre tus métodos de trabajo y tus expectativas. Intenta ser amigable sin dejar de ser formal; de este modo conquistarás el interés de tu posible cliente. ¿Qué es lo mejor que puedes decir de ti mismo? No te dejes fuera de esta introducción la experiencia, pero sobre todo habla sobre tu pasión y tus ganas de ofrecer lo mejor para este proyecto.

2. Alcance del proyecto: Estrategia y acciones

Detalla con exactitud las acciones que tienes pensado realizar. La periodicidad de las publicaciones, el tipo de interacción con los clientes y todo lo que hayas pensado para darle movimiento a la firma a través de las redes. Cuanto más detallada sea esta parte del documento, mejor. Como has analizado en detalle todo el entorno de trabajo, sabrás proponer publicaciones y publicidad acertadas a las circunstancias (para eso nos sirve la planificación).

3. Metas y plazos del proyecto

Debes tener claro lo que esperas conseguir y para definir esto tienes que aprovechar este documento. En un presupuesto de redes no pueden faltar las metas y los plazos estipulados para su realización. Así que presta especial atención a ello. Procura ser realista y no te propongas objetivos en tiempos imposibles porque te verás en problemas. Mejor estirar un poco, y terminar antes que descubrirte a mitad de camino con la soga al cuello.

Un buen consejo que queremos dejarte es que diseñes un calendario en el que puedas registrar todo tu trabajo con lujo de detalle y donde también lleves registros del tiempo que has tardado en ver beneficios en cada acción específica: de este modo, cuanto mayor sea tu experiencia, más datos precisos tendrás del tiempo que puede llevarte cada acción y podrás reajustar tu presupuesto para estar cada día más conforme, cumpliendo a la perfección con los plazos sin dejarte la vida en ello.

4. Casos de éxito que hayas logrado con otros clientes

La experiencia es la mejor tarjeta de presentación. En tu presupuesto de community manager no debe faltar un apartado para contar tus casos de éxito. Si has ayudado a levantar la imagen corporativa de una marca, a darle visibilidad en las redes y a potenciar sus ventas, cuenta tu experiencia en detalle; eso te ayudará a conseguir nuevos proyectos y a ganarte la confianza de tus clientes.

5. Condiciones del acuerdo

Este último apartado es fundamental en un presupuesto de redes sociales. Debes dejar bien claras las condiciones de tu trabajo. Resumiendo todo lo planteado anteriormente y explicando con detenimiento cada cláusula. Sin duda, todo eso puede ser revisado y reescrito, pero nunca está demás partir sobre base segura.

Conclusión

Como habrás podido darte cuenta a lo largo de este artículo, lo indispensable a la hora de plantear un presupuesto de redes sociales es planificar. La planificación es una de nuestras grandes amigas; si somos capaces de adelantarnos a la situación y a los eventuales problemas, probablemente podremos desarrollar un buen trabajo, y dejaremos contentos a nuestros clientes.

Así que, a la hora de dibujar tu presupuesto, intenta abarcar la mayor cantidad de posibilidades que se te ocurran y planifica el coste en función de ellas. Analiza todo lo que tendrás que hacer antes de crear el primer post o de realizar la primera acción como gestor de redes, contempla las limitaciones que pudieran surgir y trata de plantear tres posibles alternativas de coste, que sean las tres eficientes, aunque cada una de acuerdo a lo que puedas dar.

De este modo, si finalmente dispones de un presupuesto pequeño, las acciones que realices serán eficientes, y es posible que obtengas resultados que brinden confianza a la empresa para volver a contratarte más adelante. Teniendo en cuenta esto y armándote de paciencia seguramente podrás ofrecer un buen presupuesto de redes sociales y conseguirás sumar nuevos e interesantes proyectos a tu portafolio.

Fuentes : Triton Commerce, RodrigoHM.com, Statusbrew

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *